Análisis de Inexistence Rebirth. Un Metroidvania inspirado en los clásicos de 16 bits.

Antes de comenzar mi análisis de Inexistence Rebirth, un poco de historia. En el año 2016 el diseñador y programador Jonathan Brassaud presenta en Steam, como compañía independiente, un juego indie de píxeles al más puro estilo de los clásicos de 16 bits que tantas horas nos hicieron disfrutar en su día. A este juego lo denominó Inexistence y fue entre otras cosas un sueño para él y el trampolín para trabajar en Ubisoft.

Años más tarde el francés comienza un nuevo proyecto, usando de base Inexistence para hacer una nueva versión desde cero con mejoras en todos los aspectos, centrándose en su motor, en su sistema de habilidades, interfaz, bestiario, etc. y creando lo que se conoce como Inexistence Rebirth.

Con un concepto de juego no lineal y con un mundo conectado de principio a fin en el que en muchas ocasiones tenemos que retroceder para recuperar algún objeto u objetivo, Inexistence Rebirth cumple con los cánones de ser denominado un auténtico metroidvania de gráficos en 2D en un mundo mágico lleno de secretos y enemigos. Se puede comprar en Steam desde el día 22 de mayo a un precio rebajado por lanzamiento de 6,80 euros.

Inexistence Rebirth narra, en una intro corta, la historia de dos hermanos dotados de poderes y elegidos por los dioses para ser los guardianes de la isla en la cual viven, La isla Esperanza. Pero no siendo todo de color de rosa, Claos el malvado del juego, decide dormir a su hermana en un profundo sueño y así disminuir la fuerza de los guardianes. Con el afán de liberar a nuestra hermana, recorreremos diferentes niveles y hazañas para llegar al Castillo Ceremonia y explicarle las cosas al Claos.

La guardiana cae en un profundo sueño a manos del malvado Claos.

Adentrándonos en la aventura de un guardián

Ya son muchos los desarrolladores que optan por la inclusión de los mandos en la jugabilidad, y este título no se queda atrás. De hecho, la asignación de botones por defecto del teclado resulta chocante a priori, ya que es diferente a lo que estamos acostumbrado en otros juegos no siendo algo crítico, ya que podemos reasignar las teclas y ponerlas a nuestro gusto. En este análisis, he jugado con teclado y mando, y sin dudarlo, el mando es el que ha ganado la partida.

La jugabilidad me ha parecido muy básica e incluso tosca en algunos momentos del combate. A parte de los movimientos básicos y desbloqueables, tenemos la oportunidad de rodar y esquivar los ataques, pero esto solo funciona cuando posicionas al personaje al modo opuesto al que quieras ir, por el contrario, no habrá manera.

Los enemigos son variados y creativos, así como los jefes finales, que nos pueden llegar a resultar sorprendentes debido a que los hay que incluso, alcanzan toda la pantalla en su tamaño.

Para comenzar, contaremos con los tres típicos modos de dificultad (fácil, normal y difícil) y un modo desbloqueable (modo hermana). Con variedad de habilidades que iremos desbloqueando en lo que avanzamos en la historia, controlamos a Hald, joven guardián con un buen manejo de la espada y poderes mágicos que va subiendo niveles a medida que ganamos experiencia al derrotar a los diferentes enemigos que inundan las zonas por las que vamos pasando.

Menú de estadísticas al puro estilo RPG.

Para ello Inexistence Rebirth cuenta con un sistema de elementos RPG que nos brinda de personalización en las estadísticas y en el equipo. Las estadísticas se pueden diferenciar en fuerza, defensa y magia, las cuales podemos aumentar mediante puntos otorgados tras rellenar la barra de experiencia.

En cambio, el equipo podemos comprarlo en un vendedor o encontrarlo como botín, tras eliminar a algún enemigo. No solo iremos subiendo niveles que nos hace ser más fuerte, como nombré anteriormente, no podemos obviar comentar las habilidades de Hald. Desde saltos dobles, bolas mágicas, super saltos, super magia hasta super velocidad o imán de monedas, Inexistence Rebirth nos aporta multitud de dopajes que nos harán el camino más fácil y sobre todo entretenido.

La fuente que da vida

A lo largo de la historia iremos descubriendo salas provistas de unas fuentes las cuales nos dan la posibilidad de recargar nuestra vida, guardar la partida y teletransportarnos a otra fuente. Esta última se nos hará necesaria, ya que de esta manera podemos volver a la tienda o simplemente retroceder para recoger dinero, objetos o experiencia matando enemigos, ya que estos se reinician constantemente.

Y es que hablando de enemigos, cada zona o lugar cuenta con un enemigo final con dinámicas complejas que debemos comprender a base de morir varias veces. Si aún así no somos capaces de superarlo, quizás no sea el momento y debamos volver atrás para ir aumentando nuestro nivel y nuestras estadísticas. Las muertes en Inexistence Rebirth evidentemente se dan cuando nuestra vida acaba, pero debo destacar, que si caemos por algún acantilado volveremos a aparecer en un punto cercano hasta que esta barra vital llegue a cero, por lo que de esta manera apareceremos en la fuente más cercana en la hayamos guardado la partida.

Fuente de guardado y teletransporte.

Inexistence Rebirth recuerda a títulos de consolas retro en lo gráfico y sonoro

A puro arte de píxeles que dan un toque clásico a cada parte del diseño de este juego, Jonathan Brassaud demuestra sus dotes de diseñador indie 2D con desplazamiento lateral, que hacen revivir los clásicos de la era de los 16-bits. Combinando elementos tradicionales con modernos, su apartado gráfico es agradable a la vista sin rebasar el objetivo artístico del que ha sido diseñado el juego. La variedad de los escenarios recrea las diferentes zonas cargándolas de majestuosidad, creando una atmósfera de estar en un mundo mágico que evita que nos salgamos de la historia.

Los enemigos son variados y creativos, así como los jefes finales, que nos pueden llegar a resultar sorprendentes debido a que los hay que incluso, alcanzan toda la pantalla en su tamaño. En su conjunto, los colores tanto de los escenarios, fondos, enemigos y armas recrean el sombreado de cada parte dando realismo sin salirse del pixelart.

Enemigos con sombreados al puro pixelart.

No podemos olvidar en este análisis el sonido de Inexistence Rebirth, ya que es el apartado en el que más hago hincapié a la hora de jugar. La música nos acompaña de principio a fin a lo largo de todo el juego, cambiando según la sala en donde nos encontremos dando dos tipos de sensaciones en mí: estrés y tranquilidad. Y sí que lo consigue.

Para que me entiendas mejor, si nos encontramos ante un jefe final la música puede resultar estresante, en cambio en zonas en las que encontremos una fuente de vida, por ejemplo, la música llega a ser un placer para nuestros oídos. Los efectos sonoros están muy logrados y no hay parte del juego que carezca de estos. Desde magias, armas, destrucciones hasta daños que nos hagan siempre van a estar acompañados de un sonido que resaltan notoriamente este apartado.

Veredicto

Inexistence Rebirth me ha hecho sentir el cariño y afecto que su desarrollador ha puesto en él de principio a fin, disfrutándolo cada hora. Haciendo referencia a los metroidvania, el juego puede ser complicado hasta incluso en su modo fácil, ya que para poder acabar con un jefe final debemos recorrer zonas retrocediendo o pasando diferentes veces, para así alcanzar el nivel necesario que nos permita matarlo sin problemas y seguir avanzando en la historia.

Esto es algo a tener en cuenta, ya que si no eres amante del género, puede hacer que te canses y des por imposible el juego al instante. Por el contrario si te gusta este género, vale la pena tenerlo en tu biblioteca sin lugar a dudas, sobre todo por su precio bastante asequible.

Review
  • BUENOTotal Score
    PUNTOS POSITIVOS

    + Variedad de escenarios y niveles.
    + Precio asequible, si eres amante del género.

      PUNTOS NEGATIVOS

      - La jugabilidad del personaje podría ser mejorable.
      - Duración algo escasa.

        Leave a Comment

        Estamos en Vivo!
        ¡Cuanto Pochocolo!
        Login
        Loading...
        Sign Up

        New membership are not allowed.

        Loading...